Previous
Next

REFORMA DE PISO EN LA CALLE VILADOMAT

Mientras esperaban la llegada de su bebé, los propietarios de este piso de 50m2 en Barcelona tenían claro que necesitaban hacer espacio y acomodar su hogar para la vida familiar.
Uno de los principales retos de este proyecto era hacer visualmente más grande la vivienda y sacar el máximo partido a los espacios.
Además, los clientes querían sentirse realmente a gusto en su casa, y que la decoración estuviera pensada para ser funcional y segura en el día a día con un bebé.
El resultado fue un interiorismo elegante, con una cocina blanca y pequeña, bien aprovechada. Se realizó una reforma completa del baño, y para las habitaciones y el salón comedor se diseñaron muebles de carpintería a medida, que permitieran optimizar al máximo los espacios, siempre con el gusto de los clientes.
*Proyecto realizado junto con Sandra Dachs
Ubicación
Año
Fotografía
Barcelona
2014-2015
Jordi Canosa